1. Blog
  2. Consejos Financieros
  3. Llega la Navidad: ¿cómo puedo ahorrar y financiar mis compras navideñas?

Llega la Navidad: ¿cómo puedo ahorrar y financiar mis compras navideñas?

La Navidad es una época del año en la que solemos asumir un mayor volumen de gastos. En este artículo, te contamos cómo puedes ahorrar en costes y financiar tus compras.

Llega la Navidad: ¿cómo puedo ahorrar y financiar mis compras navideñas?

23/12/2022

La Navidad es, junto a la vuelta al cole y la temida cuesta de enero, una de las épocas más caras del año. Además de gastarnos un buen pellizco en los regalos para los más pequeños de la casa, durante esta época del año también debemos asumir los costes de las cenas familiares de Nochebuena y Nochevieja, de las salidas y quedadas con los amigos, y, si eres de los que creen en la suerte, de los décimos de la Lotería de Navidad y la Lotería del Niño, entre muchos otros.

Los españoles gastemos más de 600 euros de media en Navidad

Según los datos del Estudio de Consumo Navideño 2022 elaborado por la consultora Deloitte, este año los españoles gastaremos más de 600 euros en estas fechas. En concreto, la consultora apunta a un gasto medio de 634 euros, una cifra que sigue la línea de 2021, cuando el gasto se situó en 631 euros, y que supera en un 14,4% a la cifra de 2019, cuando la media fue de 554 euros por persona. 

Los regalos y la comida y bebida serán las dos categorías en las que los españoles invertirán más dinero, aunque el ocio y la restauración ha registrado un importante incremento en intención de gasto con respecto al ejercicio anterior. 

Mirando las cifras, desde la consultora apuntan a que se destinará una media de 270 euros a los regalos (un 12,4% más que en 2021) y una media de 165 euros al ocio y la bebida (un 3,3% más que en 2021), mientras que el gasto en ocio y restauración será de 140 euros (un 29% más que en 2021). 

Por el contrario, y a pesar de que en estos meses el turismo se está recuperando y alcanzado niveles semejantes a los que había antes de la pandemia de la Covid-19, los viajes experimentarán un importante descenso, al pasar de una media de 122 euros a una de 59. 

La inflación también afecta a las fiestas navideñas

A pesar del sutil incremento en el gasto medio que reflejan los datos de Deloitte, este año también habrá consumidores que se apretaran el cinturón en estas fechas. Según el estudio, al menos un 30% de los usuarios gastará menos durante estas Navidades, mientras que un 40% espera aumentar su inversión. 

Las personas que aumentarán su gasto en estas fechas lo harán, principalmente, porque tienen que comprar regalos a más personas, porque disponen de más ahorros y porque su situación financiera ha mejorado. En cambio, aquellos que reducirán su inversión lo harán por el encarecimiento del coste de vida, porque su situación financiera ha empeorado y por el clima  de inestabilidad económica imperante.  

Los últimos datos oficiales disponibles sobre el IPC apuntan a una inflación del 6,8% en el mes de noviembre, la cifra más baja de los últimos meses. Tras alcanzar su pico máximo en el mes de julio, cuando se situó en un 10,8%, este indicador ha iniciado una senda de descensos que le ha llevado a encadenar cuatro meses de caídas consecutivos, principalmente por el retroceso en los precios de la electricidad y los combustibles, y a alcanzar su nivel más bajo desde enero. La inflación subyacente, por su parte, ha subido un 0,1% hasta situarse en un 6,3%.

A pesar de la tendencia registrada en los datos de la inflación, el coste de vida de nuestro país sigue siendo más caro que hace un año. Los salarios no se han ido adaptando a la evolución de la inflación, y según la última estadística de negociación colectiva del Ministerio de Trabajo y Economía Social, la subida salarial registrada en el mes de noviembre se encuentra cuatro puntos por debajo del IPC.

¿Cómo ahorrar en las Navidades? 

Esta diferencia ha generado una pérdida de poder adquisitivo en muchas familias, que se han visto obligadas a recortar y controlar mejor sus gastos para poder dar respuesta a sus necesidades básicas. 

Ahora que la Navidad ha llegado y que toca echar mano de la cartera (históricamente, en estas fechas siempre hemos gastado más que en otras épocas del año) poder mantener nuestros gastos bajo control puede parecer más complicado que de costumbre. Y ya no solo por las obligaciones propias de estas fiestas, sino también por la multitud de estímulos que recibimos del exterior, donde las decoraciones, adornos y promociones que pueblan las calles nos animan a comprar todo tipo de productos y servicios.

Gastar por encima de lo que realmente podemos permitirnos podría comprometer gravemente nuestras finanzas, sobre todo si caemos en sobreendeudamientos. Por eso, es importante que seamos siempre conscientes de nuestras capacidades financieras y que evitemos, en la medida de lo posible, las compras innecesarias. 

Para evitar caer en tentaciones, es recomendable que elaboremos un presupuesto acorde con nuestra situación financiera que refleje tanto nuestros gastos como nuestros ingresos y que planifiquemos nuestros gastos elaborando listas con los productos que realmente necesitamos y las personas a las que pensamos hacerle un regalo. 

Además, también resulta conveniente que comparemos el mayor número de ofertas posibles para encontrar las que tengan el precio más económico y que prestemos atención al método de pago y a los productos que decimos financiar.

Si no planificamos, comparamos y seguimos nuestros presupuestos, lo más probable es que acabemos gastando más de lo que realmente esperamos y que nos veamos obligados a tirar de nuestros ahorros a finales de mes o, en el peor de los casos, que acabemos sumidos en una situación de sobreendeudamiento

Si queremos ahorrar, debemos ser conscientes en todo momento de nuestras capacidades y aprovechar las mejores ofertas. Por eso, también es aconsejable que realicemos nuestras compras con antelación. Aunque es habitual empezar a comprar en diciembre, aprovechar días como el Black Friday o el CyberMonday, en el que las compañías y grandes establecimientos suelen ofrecer grandes descuentos, puede ayudarnos a reducir el coste de la Navidad, sobre todo en lo que a regalos se refiere. 

De igual manera, tampoco es necesario que esperemos al mes de diciembre para comprar los alimentos de nuestras cenas o comidas. Al contrario, lo mejor es que vayamos realizando estas compras con cierta antelación, ya que sus precios aumentarán a medida que se acerquen las fechas. 

  • Elabora un presupuesto: en el que se reflejen tus gastos e ingresos con fidelidad.

  • Planifica tus gastos: elabora listas con los productos que realmente necesitas y las personas a las que piensas hacerles regalos y asígnales una porción de tu presupuesto mensual. 

  • Compara ofertas: evita comprar el primer producto que veas y estudia el mercado. Examina los precios que te ofrecen distintas empresas y establecimientos, tanto físicos como online, para encontrar la opción más económica. 

  • Elige bien los métodos de pago: podemos comprar tanto en efectivo como con tarjeta y pagar al momento o a plazos. Para mantener nuestra salud financiera, debemos pensar bien cómo afrontamos estas compras y estudiar si realmente merece la pena pagar a plazos. 

  • Compra con antelación: aunque es habitual empezar los preparativos de Navidad en diciembre, comprar con antelación y aprovechar las grandes jornadas de descuentos nos ayudará a ahorrar en costes. 

¿Cómo puedo financiar mis compras de Navidad?

Dado el alto volumen de gastos que debemos asumir en Navidad, en estas fechas es habitual que los usuarios decidan financiar sus compras. De hecho, este año está previsto que aproximadamente un 15% de los usuarios opten por financiar sus adquisiciones. 

A la hora de financiar nuestras compras, lo habitual es recurrir a las tarjetas de crédito, un tipo de tarjeta bancaria que ofrece a los usuarios la posibilidad de aplazar sus plazos, ya sea en un único pago a final de mes o en cuotas mensuales. Si elegimos un pago único a final de mes, no será necesario pagar intereses, pero si optamos por pagar a plazos, sí deberemos asumir un porcentaje que, por norma general, suele ser muy elevado. 

Además, si utilizamos mucho la tarjeta, puede darse el caso de que nos veamos con más deudas de las que realmente podemos asumir, motivo por el que es recomendable considerar otras opciones antes de tirar de ella. 

Para financiar nuestras compras navideñas también podemos recurrir a los servicios que, en algunos casos, ofrecen las propias tiendas. Algunos establecimientos tienen una financiera propia o acuerdos con bancos o plataformas de pagos que permiten pagar las compras a plazos a cambio del cobro de unas comisiones o intereses.

Antes de tirar de la tarjeta de crédito, es aconsejable que comprobemos si la tienda en la que pensamos comprar ofrece estos servicios, ya que pueden ofrecer condiciones más ventajosas que las tarjetas. 

Si necesitamos poco dinero para nuestras compras, también podemos plantearnos solicitar un microcrédito, un tipo de préstamos de importe muy reducido que pueden darnos ese ‘plus’ que necesitamos.

Estos productos suelen tener, eso sí, plazos de amortización muy reducidos, y no cumplirlos suele implicar el cobro de unos intereses de demora bastante elevados, por lo que debemos leer bien sus condiciones y valorar otras ofertas antes de recurrir a ellos. Asimismo, en algunos casos los intereses pueden ser muy altos.

Además, si estamos pensando en hacer grandes desembolsos de dinero, también podemos valorar la contratación de un préstamo personal, ya sea con nuestro banco o con una tercera entidad.

Estos productos ofrecen importes y plazos de devolución más altos que los microcréditos y aplican unos intereses más reducidos que las tarjetas de crédito, así que si queremos adquirir un coche o un producto especialmente caro, pueden ser una opción interesante. 

Eso sí, antes de firmar cualquier tipo de contrato de préstamo, debemos hacer un estudio de mercado y comparar las ofertas de distintas entidades, ya que las condiciones pueden variar enormemente.

Si quieres ahorrar tiempo y dinero en este proceso, en Lendo disponemos de un simulador de préstamos que te permitirá acceder de manera gratuita y sin ningún tipo de compromiso a las ofertas de todos los bancos y entidades con los que colaboramos.

  • Tarjetas de crédito: permiten aplazar las compras y devolver el importe en cuotas mensuales o en un único cobro a final de mes.

  • Financiación de las compañías: algunas empresas y establecimientos tienen su propia financieras o acuerdos con bancos y plataformas de pagos que ofrecen a los usuarios la posibilidad de aplazar sus compras.

  • Micropréstamos: permiten que los usuarios obtengan pequeñas cantidades de dinero en tiempos, por norma general, reducidos, aunque sus plazos de amortización son muy cortos. En algunos casos, los intereses pueden ser muy altos. Si necesitas más información sobre cómo funcionan estos productos, te recomendamos leer esta entrada de nuestro blog.

  • Préstamos personales: permiten que los usuarios obtengan grandes sumas de dinero con las que pueden financiar sus compras. Sus intereses son, por norma general, más reducidos que los de las tarjetas de crédito, mientras que sus plazos de amortización suelen ser elevados. Si necesitas más información sobre cómo funcionan estos productos, te recomendamos leer esta entrada de nuestro blog.

Independientemente del método que utilicemos, antes de financiar cualquier compra es importante que valoremos si realmente recurrir a esta solución y que valoremos el mayor número de opciones posible. De lo contrario, podríamos empeorar nuestra situación financiera. 

PREGUNTAS FRECUENTES Y RESPUESTAS

Respuestas a las preguntas más habituales sobre cómo ahorrar y financiar las compras de Navidad

En este 2022, los españoles gastaremos una media de 634 euros en Navidad.

En la Navidad de 2022, las categorías en las que más dinero invertiremos son los regalos, la comida y la bebida y el ocio y la restauración.

A la hora de afrontar la Navidad, podemos ahorrar en costes si seguimos estos consejos:

  • Elabora un presupuesto: en el que se reflejen  tus gastos e ingresos con fidelidad.

  • Planifica tus gastos: elabora listas con los productos que realmente necesitas y las personas a las que piensas hacerles regalos y asignales una porción de tu presupuesto mensual. 

  • Compara ofertas: evita comprar el primer producto que veas y estudia el mercado. Examina los precios que te ofrecen distintas empresas y establecimientos, tanto físicos como online, para encontrar la opción más económica. 

  • Elige bien los métodos de pago: podemos comprar tanto en efectivo como con tarjeta y pagar al momento o a plazos. Para mantener nuestra salud financiera, debemos pensar bien cómo afrontamos estas compras y estudiar si realmente merece la pena pagar a plazos. 

  • Compra con antelación: aunque es habitual empezar los preparativos de Navidad en diciembre, comprar con antelación y aprovechar las grandes jornadas de descuentos nos ayudará a ahorrar en costes. 

Existen muchos métodos con los que podemos financiar nuestras compras de Navidad. El más popular son las tarjetas de crédito, pero también podemos recurrir a la financiación que ofrecen las propias compañías, a los micropréstamos y a los préstamos personales.