1. Blog
  2. Información Financiera
  3. ¿Qué significan los 24 caracteres del código IBAN y cómo se calcula?

¿Qué significan los 24 caracteres del código IBAN y cómo se calcula?

El IBAN es un código compuesto por carateres alfanuméricos que permite realizar transferencias internacionales en la zona euro de la misma manera que si se estuviera haciendo una operación nacional. En este artículo, te contamos qué significan sus 24 caracteres y cómo se calcula.

¿Qué significan los 24 caracteres del código IBAN y cómo se calcula?

21/2/2022

El IBAN (International Bank Account Number) es un código compuesto por caracteres alfanuméricos que sirve para identificar cada una de las cuentas bancarias de la zona única de pagos en euros (SEPA) y que permite realizar pagos y transferencias internacionales a los países incluidos en este marco de la mismo modo que si se estuviera haciendo una operación nacional.

El IBAN comenzó a utilizarse en febrero de 2014, año en el que entró en vigor la zona SEPA, y sustituyó al antiguo Código de Cuenta Cliente (CCC). En este artículo, os vamos a contar cómo se calcula y qué significan sus 24 caracteres. 

¿Qué es el IBAN?

El IBAN (International Bank Account Number) es un conjunto de caracteres alfanuméricos que identifica las cuentas corrientes a nivel europeo. Este código entró en vigor en 2014, después de que se adoptase la zona única de pagos en euros (SEPA, según sus siglas en inglés) en el sistema bancario europeo, y sustituyó al antiguo Código de Cuenta Cliente (CCC).

El código IBAN está formado por una serie de caracteres alfanuméricos iniciales, a los que le siguen varios dígitos que representan el Código de Cuenta Cliente. Gracias a él, además de poder identificar las cuentas bancarias, los usuarios pueden realizar pagos y transferencias entre los países que pertenezcan a la zona SEPA del mismo modo que si estuvieran realizando una operación a nivel nacional. 

El ámbito de actuación de esta zona bancaria está formado por los 27 países miembros de la Unión Europea, más Liechtenstein, Islandia, Noruega, Andorra, Mónaco, San Marino, Suiza, Reino Unido y Ciudad del Vaticano. 

Para realizar transferencias y otras operaciones al extranjero, los usuarios no podrán valerse tan solo del IBAN, sino que necesitarán conocer el código BIC (Bank Identifier Code) también conocido como SWIFT (Society for Worldwide Interbank Financial Telecommunication), que sirve para identificar a la entidad destinataria de la transferencia

¿Qué significan los caracteres del IBAN?

En España, el IBAN está conformado por 24 caracteres. De estos, los cuatro primeros son alfanuméricos y representan el código del país y el código del control, mientras que los 20 restantes son dígitos que identifican el Código de Cuenta Cliente.

Este código está estructurado de la siguiente forma:

  • Los cuatro primeros dígitos corresponden a la entidad bancaria española. 

  • Los cuatro siguientes identifican la sucursal bancaria en la que se abrió la cuenta corriente. 

  • Los siguientes dos números marcan el código de control, que permite validar la cuenta. 

  • Los diez dígitos restantes, por su parte, definen el código de la cuenta bancaria del cliente. 

Estos datos representan nuestro Código de Cuenta Cliente. Para conocer el IBAN, debemos añadir cuatro caracteres más: por un lado, el código de país, representado por dos letras; por otro, el código de control, que utiliza dos dígitos. 

¿Cómo se calcula el IBAN?

El IBAN puede encontrarse en un extracto bancario y en las aplicaciones electrónicas de nuestro banco. No obstante, también se puede calcular de manera bastante sencilla a través del CCC. 

Teniendo en cuenta que en España el código del país se identifica con ES y que el número de cuenta bancaria está conformado por 20 dígitos, lo primero que debemos hacer si queremos averiguar nuestro IBAN es escribir "ES00” seguido del Código de Cuenta Cliente y asegurarnos de que tenemos un conjunto de 24 dígitos. 

Hecho esto, el siguiente paso será trasladar el “ES00” al final del Código de Cuenta Cliente y sustituir las letras por los siguientes números: 14 y 28. De este modo, tendremos un código de 24 dígitos que terminará de la siguiente forma: 142800. 

Este código de 24 dígitos deberemos dividirlo por 97. Al resultado de la división le restaremos 98 y obtendremos el código de control, expresado en dos cifras, que nos permitirá completar nuestro código IBAN. 

  1. Escribir ES00 seguido de los 20 dígitos del Código de Cuenta Cliente.

  2. Mover ES00 al final del Código de Cuenta Cliente y sustituir las letras por 14 y 28, respectivamente. 

  3. Dividir el código de 24 dígitos que hayamos obtenido por 97.

  4. Restar 98 al resultado de la división. Al hacerlo, obtendremos los dos dígitos del código de control, que nos permitirá completar el IBAN. 

¿Qué es el BIC?

El Código IBAN, como decíamos, solo sirve para realizar transferencias internacionales entre los países miembros de la zona única de pagos (SEPA). 

A la hora de realizar una operación al extranjero a un país que no pertenezca a esta zona, entra en juego el código BIC (Bank Identifier Code), conocido también como SWIFT (Society for Worldwide Interbank Financial Telecommunication), un código internacional alfanumérico que permite identificar al banco destinatario de una transferencia y que mejora la seguridad de los usuarios. 

El código BIC puede estar formado por ocho u once caracteres, repartidos de la siguiente manera:

  • Los cuatro primeros dígitos representan a la entidad bancaria.

  • Los dos siguientes caracteres corresponden al código del país, que en el caso de España es ES.

  • Tras esto, aparecen los dos caracteres que marcan la localidad de la cuenta bancaria.

  • Estos últimos dígitos no son obligatorios, sino opcionales, y corresponden al número de la sucursal bancaria. Aparecen cuando la sucursal de la cuenta no es la entidad principal de nuestra localidad.

El código BIC se puede consultar en la propia aplicación móvil de la entidad bancaria y solo es obligatorio en las transferencias que se realicen fuera de la zona SEPA, por lo que no tendrás que preocuparte de él si realizas tus operaciones bancarias dentro del territorio nacional o europeo. 

PREGUNTAS FRECUENTES Y RESPUESTAS

Respuestas a las preguntas más habituales sobre cómo calcular el código IBAN

El IBAN (International Bank Account Number) es un código compuesto por caracteres alfanuméricos que sirve para identificar cada una de las cuentas bancarias de la zona única de pagos en euros (SEPA) y que permite realizar pagos y transferencias internacionales a los países de este marco del mismo modo que si se estuviera haciendo una operación nacional.

En España, el IBAN está compuesto por 24 caracteres. De estos, los cuatro primeros son alfanuméricos y representan el código del país y el código del control, mientras que los 20 restantes son dígitos que identifican el Código de Cuenta Cliente.

El Código de Cuenta Cliente está compuesto por 20 dígitos que se estructuran de la siguiente forma:

  • Los cuatro primeros dígitos corresponden a la entidad bancaria española. 

  • Los cuatro siguientes identifican la sucursal bancaria en la que se abrió la cuenta corriente. 

  • Los siguientes dos números marcan el código de control, que permite validar la cuenta. 

  • Los diez dígitos restantes, por su parte, definen el código de la cuenta bancaria del cliente. 

El código IBAN puede encontrarse en un extracto bancario y en las aplicaciones electrónicas de nuestro banco. No obstante, también se puede calcular de manera sencilla siguiendo estos pasos:

  1. Escribir ES00 seguido de los 20 dígitos del Código de Cuenta Cliente.

  2. Mover ES00 al final del Código de Cuenta Cliente y sustituir las letras por 14 y 28, respectivamente. 

  3. Dividir el código de 24 dígitos que hayamos obtenido por 97.

  4. Restar 98 al resultado de la división. Al hacerlo, obtendremos los dos dígitos del código de control, que nos permitirá completar el IBAN. 

El Código BIC (Bank Identifier Code), conocido también como SWIFT (Society for Worldwide Interbank Financial Telecommunication), es un código internacional alfanumérico que permite identificar al banco destinatario de una transferencia y que mejora la seguridad de los usuarios. 

Este código se utiliza en las transferencias internacionales que se realicen fuera de al zona SEPA y puede estar formado por ocho u once caracteres.

El Código BIC está formado por ocho u once dígitos que se reparten de la siguiente forma:

  • Los cuatro primeros dígitos representan a la entidad bancaria.

  • Los dos siguientes caracteres corresponden al código del país, que en el caso de España es ES.

  • Tras esto, aparecen los dos caracteres que marcan la localidad de la cuenta bancaria.

  • Estos últimos dígitos no son obligatorios, sino opcionales, y corresponden al número de la sucursal bancaria. Aparecen cuando la sucursal de la cuenta no es la entidad principal de nuestra localidad.

¿QUÉ MÁS PODEMOS OFRECERTE?

Nuestros servicios para un mejor bienestar económico